IMG_6435

Luego del Huracán Maria, pensaba que era muy complicado para mi continuar con un trabajo al cual tenía que conducir desde casa hasta San Juan por 4 horas en la mañana y 4 horas en la tarde. Esto gracias al gran flujo vehicular que se formaba en la PR-22. Pensaba que no solo trabajaba 8 horas, sino que también desperdiciaba mejores oportunidades en la vida estando 8 horas en la carretera que no darían a mi vida ningún giro radical. Menos aún cuando me encontraba gastando más del 30% de mi salario en gasolina y peaje para poder cumplir con mi rumbo profesional.

Por tanto como muchos puertorriqueños que aman su patria pero tienen deseos y hambre de satisfacer ciertas metas, pensé, que la mejor opción era irme de la tierra que me vio crecer, me dio de comer y no solo eso, me hizo una profesional. Sabia que no tendría nada que perder. Comencé a considerar otras vías para poder cumplir con mi propósito profesional y personal. Por lo que estando en Puerto Rico, comencé a buscar empleo a través de una aplicación. Les cuento que aplique a un sin fin de lugares, en los cuales contemplaba mantenerme en la industria para la cual llevo trabajando 6 años. Estando en Puerto Rico ya había recibido varias llamadas y tenia varias entrevistas y ofertas. Quiero que tengan claro que me las ingenie para no dejarles saber que estaba en la Isla y poder lograr que me asignaran entrevistas luego de llegar a Estados Unidos.

Llegue a New York el 15 de noviembre de 2017, para comenzar el frío estaba empezando pero como buena puertorriqueña, me recibió, un “frío pelu”. Si de esos que sientes en las orejas. Les cuento que no fue complejo llegar aquí y menos con Sophia, una de mis dos fieles compañeras. Una schnauzer de 5 años que me acompaña todo el tiempo. El vuelo en el que me había montado esa noche tuvo un atraso por una persona con un infarto. Pensé incluso en un momento dado que no despegaría el vuelo, era mi segundo viaje en menos de un mes a New York y el primero había tenido veinte mil complicaciones por los “issues” que nos dejo el Huracán Maria. Con tantos cambios que habían realizado en el pasaje si ese vuelo se daba era una verdadera bendición.

Al llegar, como les iba contando, el tiempo y su frío, para mi era algo paranoico, cosa de otro mundo, no había percibido un frío de 40 grados jamas en mi vida y sentirlo fue el primer paso para pensar, ¿en realidad me acostumbrare al cambio? ¿Cómo la gente puede? Sencillo, la gran mayoría de estos, como yo, son resilientes. Personas que están dispuestas a lograr cualquier objetivo en la vida, contar de poder lograr sus mejores sueños. Por tanto, si lograr mi sueño conllevaba cambiar de país, dejar a mi familia, mis amigos, mi tierra que tanto amo y todas las memorias que en ella se quedan, yo sabia que también podría soportar el frío.

El 17 de noviembre de 2017, ya tenia empleo. En un lugar al que califico como fenomenal. Sin embargo, tengo mucho que contar aquí. Dije que no utilizaría el blog para contar malas experiencias pero si, para dejarles saber a las personas que quieran venir a este país, que deben estar verdaderamente preparados para lo que viene. Aquí los cambios son muchos y tenemos que estar dispuestos para poder proceder ante ellos.

No te despegues de la sección, suscríbete para que sepas cuando lanzo uno nuevo cada semana y puedas continuar leyendo mas sobre una #BoricuaFueradelaIsla.

¡Un abrazo!

 

One thought

  1. Pingback: Valor Añadido…

Los comentarios están cerrados.